Paredes como nuevas, descubre todas tus opciones


Arreglar, recuperar y decorar cualquier superficie...

Consejos para las paredes de tu hogar

PAREDES PINTADAS


RELLENAR AGUJEROS Y GRIETAS


Si vas a pintar o a empapelar una pared, antes tendrás que rellenar los desperfectos para que quede bien lisa. Hazlo siempre con masillas de calidad, ya que merman y se agrietan bastante menos que las baratas. Empieza vaporizando agua sobre la zona a rellenar: favorecerá el agarre del producto. Aplica la masilla en cantidad, presionando bien para que no se generen burbujas. Cuando se seque, la masilla mermará y tendrás que aplicar otra capa vaporizando de nuevo la superficie. Si el hueco a rellenar es grande, aplica la masilla en capas finas dejando secar entre ellas. Deposita capas hasta que sobresalga por encima de la superficie.


TACOS QUE DAN PROBLEMAS


Los tacos dan bastantes problemas en las paredes, sobre todo cuando vamos a colgar algo de los tornillos y se salen, o cuando el agujero es demasiado grande y se cuelan. Para evitarlo, compra tacos con "cuello" que evitarán que se introduzcan dentro y se pierdan. Si un taco se sale, aplica un adhesivo de montaje espeso antes de introducirlo y deja secar. También puedes revestir el taco con masilla de dos componentes (tipo “arregla-todo") e introducirlo. Por último, cuando la pared es demasiado dura y solo la puedes taladrar hasta la mitad, no dudes en cortar la punta del taco para que entre del todo.


SUPERFICIES CON GRASA


A veces, las paredes de algunas estancias tienen manchas de grasa sobre las que es imposible pintar. Es algo habitual en garajes, cocinas,.. Puedes eliminar la grasa o parte de ella frotando con una solución de amoniaco y agua al 20%. Colócate mascarilla y guantes, y ventila la habitación al máximo. No utilices estropajos de metal o de color verde: podrías manchar la pared. En su lugar, emplea un cepillo de raíz y una bayeta. Deja secar durante uno o dos días y aplica una selladora acrílica sobre la pared. Cuando esté seca, pinta de nuevo; lo mejor es emplear una pintura lavable de alta calidad. Son más caras, pero podrás limpiar cualquier mancha con un simple trapo húmedo.

PAREDES EMPAPELADAS


ADIÓS AL PAPEL VIEJO


Es inevitable: sí quieres volver a empapelar una pared tendrás que retirar el revestimiento original. Para ello hay máquinas de vapor que puedes alquilar, que ablandan la cola y lo hacen más fácil, Pero si no quieres complicarte demasiado, utiliza un producto quita- papeles. Estos productos se mezclan con agua, en una proporción que varía dependiendo del tipo de papel (ligero, grueso o vinílico). Los papeles vinílicos han de lijarse previamente para facilitar la penetración del producto. Aplicarlos es muy sencillo: basta con extender la mezcla con brocha o rodillo y esperar 10-15 minutos para retirar el papel, ayudándonos con una espátula.

Decoración y Hogar, paredes empapeladas

JUNTAS PERFECTAS


Las juntas en el empapelado son probablemente las zonas más complicadas de rematar. Para evitar que se levanten con el tiempo, acuérdate de encolar siempre las hojas desde el centro hacia fuera, procurando que los bordes del papel queden bien impregnados. Una vez pegado en la pared, pasa un cepillo de empapelador desde el centro hasta los bordes. Termina el trabajo pasando por las juntas un rodillo especial como los de las fotos (de goma, madera o metal), insistiendo bien hasta que se peguen. Si se levantan, aplica un poco más de cola y pasa el rodillo de nuevo.

¡COLOCA MOLDURAS!


Otra opción para evitar que las juntas del papel pintado se levanten es colocar molduras. Como ves en esta foto, también te pueden servir para aportar originalidad a un empapelado, creando paños muy elegantes. Cuando el papel esté seco, corta las molduras elegidas (tienen que ser planas) con una caja de ingletes y pégalas en el borde de los paños, tapándolo. Para pegarlas puedes emplear adhesivo de montaje de secado rápido. Otra opción muy original es colocar las molduras en sentido vertical, de suelo a techo, en las juntas del papel. Si las pintas en un tono que contraste, lograrás un efecto muy elegante. Por ejemplo: papel pintado blanco y negro y molduras turquesa.

FRISOS Y ZOCALOS


PINTAR FRISOS, ¿POR QUÉ NO?


Si en su día colocaste un friso machihembrado de madera o PVC en tu pared pero ya te has cansado de él, puedes quitarlo... O pintarlo. De esta manera renovarás la pared de forma más rápida, con resultados muy elegantes. Aplica una selladora sobre la superficie para favorecer el agarre: en el caso del PVC necesitarás un producto especial para materiales plásticos. Los frisos quedan muy bien pintados de colores claros: blanco, crema o tonos pastel. Sin embargo, los colores alegres como el azul también quedan muy bien, sobre todo combinados con paredes blancas o en habitaciones infantiles. Si el friso es de madera, puedes lijarlo y aplicarle una pintura diluida en agua para dejar que se vea la veta.


CON DM Y MOLDURAS


Cuando las paredes están deterioradas, una opción interesante es revestirlas con tableros de DM y rematar las uniones con molduras. Lo mejor es colocar los tableros atornillados a la pared con tacos, para después poder quitarlos sin problemas. Si los pegas, luego tendrás dificultades cuando los quieras retirar. Inspírate en la foto para conseguir un ambiente de estilo inglés: pinta los tableros con una pintura acrílica color azul petróleo y cubre las uniones con molduras de distintos grosores, llamativas e historiadas, pintadas del mismo color.

COLOCAR LOS RASTRELES


Como sabes, los frisos se colocan muchas veces con rastreles fijados a la pared. De esta manera se evita que entren en contacto con la superficie. También permiten una cámara de aire que contribuye al aislamiento, y por la que se pueden pasar cables para instalaciones eléctricas. Para fijar los rastreles, ten a mano siempre un nivel de burbuja con el que verificar su horizontalidad y verticalidad. Colócalos con tacos y tomillos, y fija el friso con clavos o también con tornillos.



Sigue leyendo ahora otro nuevo post en HOGAR 10:  Paredes, colores y estilos

    Comentarios de Blogger

0 comentarios:

Publicar un comentario